FEBRERO 2012

 

 

Bernard Gaboraud - Montpellier / Francia

 

La identidad de un grupo o de una persona viene determinada por sus características raciales y culturales. ¿Cómo podemos evitar que tales características formen prejuicios racistas?

 

Es muy poco apropiado formar un juicio individual sobre grupos específicos basándonos en sus características raciales, nacionales o culturales. Es mucho más interesante concentrar nuestra atención en los valores que posee cada persona de manera individual. Las únicas diferencias fundamentales entre los seres humanos radican en sus ambiciones y en los valores que se basan para lograrlo. Cada uno de nosotros debe entonces ser reconocido por la unicidad de su ser y no por una seña en particular.

 


 

Jenette Peterson - Dallas / Texas

 

¿Cómo se puede vincular su filoficción con la realidad?

 

La filoficción es un género literario que, a través del diálogo, conduce hacia un mundo inmaterial donde el lector puede dar rienda suelta a su imaginación. Con este género trato de crear un equilibrio entre la filosofía y la espiritualidad, por un lado, y entre las ideas y las emociones, por el otro. Escribo a partir de mis propias investigaciones y observaciones e intento abstenerme de querer abordar todo con la racionalidad. Prefiero emprender un camino para observar lo que se une al conocimiento interior. A menudo aceptar una teoría o un concepto acaba con el proceso de cuestionamiento, oponiéndose así a toda nueva realidad. Intento observar la realidad de una manera directa y no fragmentada, tener una percepción que vaya más allá de teorías y de conceptos intelectuales.

 


 

Kelly Van Wert - Brisbane / Australia

 

¿En el proceso de desapego, no existe el riesgo de tornarnos indiferentes?

 

Cuando tomamos consciencia de la volatilidad de cada situación, somos conscientes de igual manera de la fugacidad de todas las formas y apariencias. Tiendo esto válido tanto para las situaciones agradables como para las menos agradables. El desapego generado es un resultado lógico, pero no implica que podamos saborear menos lo que nos ofrece la vida.  Por el contrario, tomar consciencia de la inevitabilidad del cambio y aceptarlo nos permite saborear mejor los placeres de la vida hasta que duren, a sabiendas de que son todos efímeros.

 


 

Dhara Kothari - Bombay / India

 

Si examinamos las grandes religiones, como  el cristianismo, el islam, el judaísmo, el budismo y el hinduismo,  ¿Cuál es en su opinión la creencia más espiritual?

 

Una creencia es una recopilación de pensamientos considerados como una verdad absoluta, si bien nuestra fuerza interior fluye en constante renovación; la creencia entonces no puede considerarse como un principio absoluto e inmutable.  Las religiones no son más que un simple conjunto de creencias y de prácticas que a lo largo del tiempo se convierten automáticamente en costumbres. Costumbres que luego serán transmitidas de generación en generación. La espiritualidad no tiene nada que ver con la creencia, sino únicamente con el estado de consciencia de la persona, es decir que cuanto más nos identificamos con lo que creemos, tanto más nos alejamos de la dimensión espiritual que se halla en nuestro ser. La vía espiritual es entonces un proceso de liberación de las teorías, de los dogmas y de las creencias.